Polska wersja English version francais version Russian version Deutsche Version Espanol

(antes la rueda de la vida 1) - Versión para imprimir

Antes de que aparecieras en la tierra

En esta página encontrarás fragmentos del libro de Wanda Pratnicka "La rueda de la vida, volúmen 1":


Dios ha hecho a todas las almas perfectas: bellas, buenas, sabias, libres, llenas de amor, que viven en armonía, prosperidad y de acuerdo con Él durante toda la eternidad. Nada ni nadie puede cambiar ese BIEN, esa PERFECCIÓN que ha recibido de Dios, porque se trata de su estado natural y permanente. Antes de que aparecieras aquí en la tierra vivías junto con otras almas en un mundo al que cada persona da un nombre distinto. Unos lo llaman Cielo, otros Paraíso, hay quien lo llama el Edén, y los científicos y teósofos lo llaman el Mundo Causal. Independientemente de la denominación, se trata del mismo estado inmutable, que se asocia a un mismo lugar. Lo entenderás cuando entiendas la esencia de la muerte; será entonces cuando habrás entendido de verdad qué es la vida, y será entonces cuando empezarás a vivir verdaderamente.
Cuando estabas en ese mundo inmaterial eras consciente de ti mismo, consciente de tu vida y del mundo que te rodeaba. Vivías en un estado de Perfección y Amor. Se trata de un estado del alma permanente e inmutable y nadie puede cambiarlo, puesto que es eterno. Sin embargo, ello no indica que vivamos a imagen y semejanza de las marionetas, sino que dondequiera que estemos y comoquiera que nos comportemos, Dios nos concede un estado que no cambia nunca; tanto si somos conscientes de ello como si no. En paralelo a la continuidad y la inmutabilidad de este estado, el alma de cada uno de nosotros está constantemente anhelando evolucionar. Nadie puede quedarse quieto, porque Dios y todo el Universo anhelan evolucionar, lo mismo que tu alma. Y sólo se puede evolucionar a través de la experiencia. La experiencia es necesaria pues, desgraciadamente, la comprensión intelectual sin la carga de una vivencia emocional se debilita con el paso del tiempo y cae en el olvido.
Por supuesto que podrías existir sin venir a la tierra para nada; es más, muchas almas optan durante un espacio de tiempo mayor o menor por este tipo de vida precisamente. Sin embargo, los deseos surgen en el alma, y son ellos los que la motivan para actuar, o la obligan a experimentarlos.
Mientras vivías en este mundo inmaterial, no físico, querido lector, eras totalmente libre y plenamente consciente de tu vida y del mundo que te rodeaba. No sólo eras consciente de que existías, sino que también te percibías a ti mismo exactamente igual que ahora que tienes cuerpo físico. De la misma manera que ahora concibes el mundo que te rodea y te lo explicas a ti mismo desde una perspectiva física, percibías y explicabas exactamente igual el mundo que te rodeaba desde tu perspectiva espiritual y no física.

PEDIDO DEL LIBRO





Inserta tu opinión aqui
Email o seudonimo


Artículos de mi tema

La domadora de espíritus
Muerte, duelo, posesión
Terapia de los espíritus
Invocar a los espíritus
¿Qué mantiene a las ...?
¿Por qué los espíritus...?
Suicidio y posesión
Adicciones
Enfermedades
Preparar para la muerte
Cree en los espíritus
Libero a las personas
La exorcista
Sesiones de espiritismo
Otros artículos

Fragmentos del libro
Poseídos por los espíritus


Mi libro
Índice
Introducción
La ilusión de la muerte
La muerte, y después, ¿qué?
¿Por qué se quedan las almas?
Cuando las almas se ...
¿Cómo influye en ...?
Las enfermedades
Los cambios de humor
Fobias, obsesiones
Los suicidios
Invocando a los espíritus
Las adicciones
Las casas encantadas
Tomado de la vida
Los exorcismos

Fragmentos del libro
La rueda de la vida
Volúmen 1


Fragmentos del libro
Conoce la Verdad
y sé libre
Ya está disponible
el libro
"La rueda de la Vida"
de Wanda Pratnicka


Compre este libro en:

amazon




Elija su lengua

Exorcismos